La vida de Doña Antonia en el pueblo. @Adamesilvia, @AmigasDelPueblo


Hola amigos, soy Silvia Adame Fernández, autora del blog sobre envejecimiento saludable Envejecer en Positivo. Soy de un pequeño pueblo, llamado La Ventilla, que pertenece al municipio de Fuente Palmera, en Córdoba. En este pueblo es donde contacté con Doña Antonia Cobos García, una señora muy agradable.

 1 - Persona mayor rural

Me reuní con ella para recoger su experiencia vital en el pueblo. Cuando llegué a su casa, estaba cocinando unas migas. Debido a la gran dedicación que requiere su elaboración, tuvimos que posponer la entrevista para más tarde. No obstante, Antonia me invitó a quedarme con ella mientras cocinaba y comer juntas unas migas ya que, según comentaba “hoy hace día de migas”. Y es que el día estaba nublado, a punto de llover. Las migas en La Ventilla se suelen comer acompañadas de chorizo, pimientos fritos o naranja. Las naranjas aún están un poco verdes, así que nosotros las comimos acompañadas de mandarinas.

 

 

Presento un collage, a modo de resumen, de la elaboración de las migas:  

2 - Migas de pan

Después de comer, comenzamos con la entrevista:

3 - Entrevista mujer mayor

Doña Antonia, queremos conocerla. Preséntese. ¿Qué nos puede contar sobre usted?
Me llamo Antonia Cobos García. Tengo 84 años. Nací el 23 de diciembre de 1929, en La Ventilla, donde crecí junto con mis tres hermanos. De pequeña no pude ir a la escuela porque tenía que ir a trabajar con mi familia. Siempre he trabajado en el campo, cogiendo aceituna, algodón, patatas, de todo.

Cuando me casé, nos vinimos a vivir a esta casa, pero teníamos muy poco y tuvimos que hacerla muy chiquitita.

Nosotros creemos que la mujer no sólo es mujer, sino madre, compañera, abuela, ama de casa, administradora, etc. ¿Cuál cree que es la mayor satisfacción de ser mujer?
Como yo no he sido madre, ahora que lo pienso, mi mayor satisfacción ha sido ser capaz de salir adelante y haber sido muy trabajadora. Estoy muy satisfecha de haber cuidado de mi madre, durante veinticinco años y haber podido disfrutar de ella.

En la sociedad se considera trabajo a la actividad remunerada, pero nosotros creemos que el cuidado de la casa, los animales y la familia también es un trabajo. ¿Dedica usted también su tiempo a disfrutar de la vida?

Antes he trabajado mucho y he disfrutado poco. Ahora que tengo más tiempo, vivo más tranquila y disfruto de mi casa nueva, de pasar el tiempo con la familia, mi marido, mi hermana y mis sobrinas.

¿Qué ha sido lo que le ha ayudado a superar las pérdidas personales y seguir adelante?
Lo que me ha ayudado a superar los problemas de mi vida ha sido el apoyo de mi madre. Ella siempre me decía que no me preocupase y me animaba a resolverlos. También el apoyo de mi hermana Encarna y mi marido.

¿Ha conseguido las metas que, para usted, son importantes en su vida?
Sí. He sido muy trabajadora y he ido consiguiendo lo que me proponía. Ahora me acuerdo de que siempre quise hacer una casa nueva, porque cuando nos casamos tuvimos que hacerla con lo poco que teníamos y la íbamos arreglando poquito a poco. Con el paso de los años y, estando ya mayores, pudimos tirar la casa vieja y hacerla nueva, gracias al esfuerzo de toda una vida trabajando. Ahora me alegro de tener mi casa y la disfrutamos juntos todos los días.

¿Qué bonitos recuerdos tiene del pueblo y le gustaría compartir con todos nosotros?
– Recuerdo cuando íbamos a los lavaderos del pueblo a lavar, porque antes no había agua en las casas. Había que irse muy temprano, para pillar una pila. Cuando ya terminábamos de lavar la ropa, le dejábamos el sitio a quien nosotras quisiésemos, para que lavara su ropa.

– Antes llevábamos a las cabras a pastar a un solar que teníamos en el pueblo. Una vez, se escapó una cabra, se metió en el huerto del Chato y se comió veinte cogollos de lechuga. Al final, tuvimos que pagarle un dinero por el estropicio que le hizo la cabra.

4 - Entrevista persona mayor

 

¿Qué cree que, a fin de cuentas, es lo que realmente importa en esta vida?
Para mí, lo más importante es la salud. Aunque tengas dinero, si no tienes salud, ¿para qué lo quieres? El dinero, sin salud, no sirve para nada.

 

 

Como persona mayor, que ha vivido toda una vida, ¿qué consejo nos daría a los jóvenes para “capear las tempestades” y reveses de la vida?
Yo os diría que seáis valientes y sigáis adelante siempre. Que hay que ser trabajadores y cuidar también de la salud, que es muy importante.

 ___________________________________________________________________________________

Muchas Gracias, Antonia, por haber compartido con todos nosotros su vida y la sabiduría adquirida con el paso de los años. Sus consejos son muy valiosos para nosotros, los jóvenes.

Como muestra de agradecimiento, le regalamos un ramito de rosas, recién cogidas en La Ventilla.

5 - Regalo flores6 - Rosas Rojas 

 

 

 

 

 

7 - Envejecer juntos

Silvia Adame Fernández
Licenciada en Psicología
Máster en Gerontología, Dependencia y Protección de los Mayores.

Anuncios

Día Internacional de las #MujeresRurales @AmigasDelPueblo, vía @Adamesilvia


Hoy, día 15 de Octubre de 2014, es un día especial. Hoy es el día en el confluyen las ilusiones y esfuerzos realizados por un grupo de jóvenes intrépidos, aventureros e inquietos; unidos por el amor hacia el trabajo con las #PersonasMayores. Somos jóvenes, sí, y amamos la vida y la naturaleza y, como parte de ello, amamos la sabiduría que nos trasmiten los mayores. 

Hace ya más de un mes que este grupo de jóvenes, del que formo parte, nos reunimos para organizar un evento para el reconocimiento de la mujer mayor rural, como motivo de la celebración del Día Internacional de la Mujer Rural. Nosotros queríamos homenajear a todas aquellas mujeres, de los pueblos de España. Darle voz a esas mujeres anónimas, que han hecho, y aún hoy a su edad, hacen mucho por el avance y la sostenibilidad de los pueblos, que han dado todo por la familia y siguen al pie del cañón, a sus muchos años de edad

Somos: 

– Pablo Sánchez Rodríguez del Blog Envejecer es una Nueva Etapa
– Francisco Olavarría Ramos de Serpentina Senior ©
– Clara Díaz Henche del Blog Serendipity-Psico
– Vanessa del Cerro
del Grupo Rey Ardid

– Concepción Rey Mejías de la Asociación La IAIA
– Estibaliz Montoya Ortíz de Zárate del Grupo Vitalia
– Elena Pozuelo Vaquera. Neuropsicóloga
– Silvia Adame Fernández del Blog Envejecer en Positivo

¿Qué mejor manera que hacerlo público a través de las redes, donde son, invisibles para la sociedad? Hoy hacemos visible su labor y compartimos con todos los internautas sus experiencias vitales, su forma de ver la vida, sus sabios consejos, sus #recetas

Este evento me hacía especial ilusión, pues como “chica de pueblo” que soy, inmersa en el entorno rural y defensora de las tradiciones y los alimentos ecológicos, era una gran satisfacción para mí compartir las tradiciones, recetas y experiencias de mi pueblo cordobés, La Ventilla.

Hemos aprendido mucho de ellas, pues son la voz de la experiencia, fruto de una larga vida de duro esfuerzo y lucha continuada por salir adelante. Gracias a todos mis compañeros por esta maravillosa experiencia intergeneracional, realizada con mucho amor e ilusión, en especial a Serpentina Senior (@Sr_Serpentina), de quien surgió la idea. ¡Gracias a todos!Entrevista Virtudes 061

Silvia Adame Fernández
Licenciada en Psicología
Máster en Gerontología, Dependencia y Protección de los Mayores. 

¿Qué es para mí Envejecer en Positivo? @Adamesilvia


Hola amigos, 

Comparto con vosotros un post publicado en @Amigasdelpueblo. Como ya os comenté colaboro en el proyecto de colaboración para el reconocimiento de la mujer mayor rural y en su página han publicado un post, escrito por mí, donde explico el significado/sentido de mi blog. Lo que es para mí Envejecer en Positivo:

Envejecer en Positivo es envejecer con optimismo. La visión de la vejez que pretendo compartir y difundir en mi blog es siempre positiva, centrándonos en ver el lado positivo de la vejez, porque ya se encarga la vida de enseñarnos el lado negativo.

 

Sin embargo, envejecer en positivo no es olvidarse de las circunstancias personales que cada uno tiene, sino aceptar la vida que nos ha tocado vivir y nuestras dificultades y limitaciones. Aceptar aquello que tenemos o no tenemos para seguir adelante y disfrutar de la vida como podamos, disfrutar de las pequeñas cosas y ser felices más allá de nuestras circunstancias.

 

Es por ello que el objeto elegido para representar a mi blog es un cuenco, de cerámica artesana, lleno de papeles de colores porque creo que la vida hay que verla en color, y no en blanco y negro. Los colores dan luz y alegría a la vida, vitalidad e ilusión.

 

Este cuenco contiene tarjetas con varias palabras, las cuales representan aspectos positivos de la vejez, porque en la vejez también se gana:

Tras muchos años vividos ganamos confianza en nosotros mismos, sabemos miles de procedimientos, enseñamos a nuestros hijos y nietos a hacer tal y cual cosa. Las personas mayores son más tendentes a ayudar a los demás que a sí mismos, es por ello que el altruismo es también un valor añadido. Del mismo modo, la generosidad, es un valor positivo que puede estar presente en la vejez, de hecho, los/as abuelos/as siempre lo dan todo por su familia.

 

Amor y ternura son términos similares, siendo el amor más amplio e incluyendo el amor por los seres queridos, animales y la naturaleza, en general. Los mayores nos suelen enseñar valores y conocimientos sobre la vida de los animales y las plantas, el tiempo y todo lo demás.

 

Y, ¿por qué no? el júbilo, la alegría. Conozco a muchas personas mayores que, a pesar de vivir en situaciones difíciles, siempre están contentos y son fuente de motivación de muchas personas. Ser alegre sólo depende de ti, la edad no es una limitación a ese respecto. A este término va unido el de satisfacción y bienestar, ya que, conforme pasan los años, vamos acumulando conocimientos y viendo la vida desde una perspectiva más amplia, con sabiduría.

 

Por el contrario, la gratitud no está ligada a la edad, sino a la forma de ser de las personas. Es por ello que creo que es un valor positivo que, al igual que a otras edades, es un aspecto positivo de la vejez. Además, algunos estudios concluyen que la gratitud está relacionada con una mayor esperanza de vida.

 

Por último, la tarjeta que se encuentra en el centro del cuenco contiene la palabra ILUSIÓN, referente a lo que yo pretendo difundir y compartir con los demás, sobre todo, en mi trabajo con las personas mayores. Ilusión por vivir experiencias nuevas, o conocidas, pero siempre ilusión por disfrutar un poquito de la vida. Disfrutar de la buena compañía, de una tarde de sol, o de un día lluvioso, disfrutar a nuestra manera, de esas pequeñas cosas que la vida puede ofrecernos, como digo, más allá de nuestras circunstancias. Es ahí donde está el secreto de la felicidad y, por ende, de Envejecer en Positivo.

Con todo esto quiero decir que la vejez también tiene aspectos positivos y creo que deberíamos ir dejando de lado los prejuicios asociados a las personas mayores y la vejez. 

Dejo el enlace a la página: http://amigasdelpueblo.wix.com/amigasdelpueblo#!homenaje/c24ju

¿Qué es para vosotros ENVEJECER EN POSITIVO?

Saludos, Envejecer en Positivo

Silvia Adame Fernández
Licenciada en Psicología

Máster en Gerontología, Dependencia y Protección de los Mayores
Miembro de la Comisión de Psicología de Envejecimiento del COPAO

Reconocimiento a la mujer mayor rural, vía @amigasdelpueblo


Hola a todos,

Hoy comparto con vosotros un proyecto colaborativo, en el que participo, para el reconocimiento de la mujer mayor rural, llamado Amigas del Pueblo @amigasdelpueblo.

Como sabéis, el día 15 de Octubre es el día de la Mujer Rural. Nosotros, un grupo de jóvenes inquietos y dedicados a la Gerontología (envejecimiento), nos hemos reunido para hacer un homenaje a todas las mujeres mayores de los pueblos, las cuales tienen y han tenido un papel vital en la vida de los pueblos

Os dejo la descripción del proyecto y el enlace a la página:

El día 15 de octubre es el Día Internacional de las Mujeres Rurales, declarado así por la ONU. Este es un día de celebración pues, según la ONU “las mujeres rurales desempeñan un papel fundamental en las economías rurales de los países desarrollados y en desarrollo”. En particular, nosotr@s, un grupo de profesionales apasionados por las personas mayores y el fenómeno de envejecer con salud y autonomía, queremos rescatar testimonios de vida en femenino que inspiren a las generaciones venideras.

Conscientes de que su labor es fundamental en las familias, en particular, y la vida de los pueblos, generando comunidad; distintos jóvenes del territorio nacional nos hemos reunido para organizar un evento que las homenajee como ellas merecen. Esa labor que realizan día tras día, sin ser reconocida en la mayoría de las ocasiones, es una función vital, pues ellas se encargan de velar por el bienestar de la familia y su entorno con total generosidad.

Por todo ello, creemos que este es un día especial y nuestras queridas mayores rurales deben saber que nuestra generación reconoce el valor de su esfuerzo diario; y para ello hemos apostado por generar una cultura de respeto y agradecimiento de tod@s hacia todas ellas.

¡Celébralo con nosotr@s!

Web de AMIGAS DEL PUEBLO:
http://amigasdelpueblo.wix.com/amigasdelpueblo

Para conocer a los amig@s que colaboramos en el proyecto:
http://amigasdelpueblo.wix.com/amigasdelpueblo#!amigos/c1sig

Hacer positiva nuestra labor en el cuidado #Dependencia


Este post va dirigido, especialmente, a los cuidadores, formales e informales, de personas mayores dependientes que viven en sus casas (también se puede aplicar a mayores que viven en centros).

Hay muchas personas mayores que pasan la mayor parte del día en casa, sin salir. Aquellos que viven en casa, muy probablemente, tienen muy poca actividad, física, social y mental. Estas personas pasan el día sentadas, viendo la televisión, sin estimulación. El día se hace aburrido, monótono. Ya sabemos que cuanto menos hacemos, menos ganas tenemos, por lo que la apatía (falta de motivación o entusiasmo) aumenta cada día. Esta falta de actividad, de motivación, de acción, puede llevar a una depresión establecida.

Los cuidadores debemos hacer lo que esté en nuestra mano por mejorar la vida cotidiana de esta persona, familiar o usuario, que nos está pidiendo a gritos que hagamos algo.

Pero, ¿qué puedo hacer yo si esta persona no tiene ganas de nada y ha perdido la ilusión por la vida?  

En muchas ocasiones, no sabemos qué preguntarle, estamos cansados con tanto trabajo, no tenemos tiempo de pararnos a hablar un ratito, de realizar algún juego, un sinfín de “límites” que obstaculizan un cuidado con esencia

En primer lugar, podemos comenzar por pequeños detalles, pequeñas actuaciones positivas en el cuidado, que no nos llevarán mucho tiempo. Por ejemplo:

En el aseo:

Utilizar un perfume agradable y de adulto. Con esto quiero decir a no usar la típica colonia fresca de bebés, que tanto he visto usar con mayores. No. 

Seguro que nuestro mayor tiene bastante ropa elegante colgada en el armario. Si apenas sale de casa, ¿para qué la quiere ahí guardada? Pongámosle algo elegante (tampoco me refiero a ropa de boda). ¿Por qué no ha de ir bien vestido a diario? Esto hará que se sienta mejor consigo mismo, influyendo positivamente en su autoconcepto. Además, es un buen momento para hacerle cumplidos y, con estas acciones estamos promoviendo que las posibles visitas también le hagan algún comentario sobre su buen aspecto. 😀

Si, además, les damos el peine para que se peinen por sí mismos, que se echen el perfume; los incitamos a que ellos mismos se aseen, en la medida de lo posible, y les apremiamos por ello, estaremos fomentando su autonomía y autoestima

Alimentación:

Ya que tenemos que cocinar algo para ellos, ¿por qué no algo que realmente les guste? Su comida favorita, algún postre que le saque una sonrisa (arroz con leche, por ejemplo). Y, si vamos más allá, ¿por qué no nos interesamos por cómo lo cocinaba ella (o su mujer) e intentamos cocinar de un modo más parecido y que le traiga recuerdos positivos? Pensándolo bien, además aprendemos otro modo de realizar el mismo plato. También podemos comprar de vez en cuando algún alimento que sabemos que le gusta mucho. 

Aspectos relacionales y actividades:

¿Le preguntamos a menudo como se siente? Si está triste o desganado, ¿porqué? ¿Qué le apetece hacer? Si quiere hablar de algo en particular, si quiere que ordenemos sus cosas… Podemos interesarnos por su persona, preguntarle por sus aficiones, que nos pueden dar ideas sobre qué actividades podemos realizar juntos. Por ejemplo, si le gustan mucho las plantas, salir al patio de la casa o balcón e intentar que él/ella colabore en las labores (plantar semillas, transplantar, regar, cortar, etc.). 

Es importante llevarlos a dar paseos al aire libre porque, a la vez que le da el sol, tan beneficioso, también fomentamos que se relacione con otras personas. Si nos cruzamos con vecinos, tratar de iniciar y mantener una conversación, podemos acercarnos a un parque, e intentar conversar con niños, adultos, etc. 

En casa, también podemos hacer juegos de palabras: decir palabras que empiecen o terminen por tal o cual sílaba, palabras relacionadas con algún significado, etc. 

Cuanta mayor actividad física, social y mental tenga, más lento será el deterioro, se encontrará mejor de ánimo, la convivencia o el cuidado se hará más llevadero y de un modo más saludable para ambos, y seremos más felices. Si las actividades son agradables para él/ella, acabará proponiéndonos a nosotros las actividades, lo cual significará que su vida tiene sentido y tiene ganas de vivir y disfrutar. Por otro lado, a estas edades tienen muchos dolores, si están entretenidos con actividades significativas para ellos, ni se acordarán del dolor.

Entiendo que muchas veces, el cuidar se hace pesado, nos cuesta entendernos con nuestro mayor, no entiende que nosotros también tenemos una familia y, al final, acabamos cansados y desmotivados. Debemos entender también a nuestro mayor. Ponernos en su lugar. ¿Cómo te sentirías si tuvieras que pedir ayuda cada vez que necesites ir al baño o beber agua, en lugar de ir tú solo/a cuando te apetezca, si tuvieras que permanecer sentado/a hasta que te ayuden? ¿Cómo te sentirías si no pudieses decidir dónde colocar tus objetos personales en tu propia casa? ¿Cómo te sentirías si manejasen tu dinero sin consultarte? Es una gran pérdida de control sobre tu propia vida y, ello crea sentimientos negativos, como falta de control sobre tu propia vida, sentimiento de inutilidad, sentimiento de ser una carga para las personas que quieres, etc. Es muy importante tener en cuenta todo esto antes de dar una mala contestación a nuestro mayor. Debemos comprender que no se siente precisamente bien.

Con lo cual, dar los buenos días con una sonrisa y decirlo con la boca bien abierta es muy importante. Minimizar las quejas a los achaques, comentarles todo aquello que nos gusta de ellos (“me gusta hablar contigo sobre estos temas”, “¡me encanta este perfume!”, “¡qué bien te sienta esta camisa!). 

Espero que estos consejos sirvan de algo, ya que no quitan demasiado tiempo.

Es importante hacer positiva nuestra labor en el cuidadoFoto personal-crop1-crop

Saludos,

Silvia Adame Fernández.
Licenciada en Psicología, Máster en Gerontología. 

Estrategias para paliar la soledad


En la sociedad actual, cada vez son más las personas mayores que se encuentran en situación de soledad. Pero, la palabra soledad puede tener diversos significados y connotaciones. Por eso, al estudiar la soledad debemos conocer primero qué entiende la sociedad por soledad.

soledad de ancianos

Ésta se suele concebir como un sentimiento de vacío, tristeza, o no tener a nadie a quien acudir. Además, la soledad puede ser objetiva “estar solo” o subjetiva “sentirse solo”. El “estar solo” va asociado a aislamiento, mientras que el “sentirse solo” va asociado a melancolía, añoranza y tristeza. No obstante, cabe mencionar que no podemos olvidar que no todas las personas que viven solas, se sienten solas, aunque si suelen tener un menor sentimiento de estar integrados en la sociedad (Rubio y Aleixandre, 2001).

Por otro lado, son muchas las situaciones o cambios en el ambiente, como la jubilación o la viudez, los que pueden contribuir a que las personas mayores se sientan solas. Últimamente, los cambios en los estilos de vida en las ciudades, así como los avances en las nuevas tecnologías propician los sentimientos de soledad en las personas mayores. En el primer caso, por el estrés y el ritmo de vida orientado al trabajo de la sociedad actual, que hace que los hijos puedan dedicarle un menor tiempo a los padres, ya mayores. En el segundo caso, los avances en las nuevas tecnologías pueden hacer que los adultos mayores se sientan desplazados al no entender el uso de los últimos aparatos tecnológicos ni las conversaciones referentes a ellos. Debemos potenciar el uso de las nuevas tecnologías por parte de los mayores, pues estas ofrecen una diversidad de posibilidades en la mejora de la calidad de vida de los mayores.

Por otro lado, en la aparición o prevención de la soledad influye también la personalidad, la actitud, así como las experiencias vividas. En cuanto a la personalidad, la apertura a la experiencia jugaría un importante papel en su prevención, pues promueve la participación de las personas mayores en actividades, disminuyendo el sentimiento de soledad. En este sentido, se ha observado que la participación social disminuye los niveles de soledad en las personas mayores.

Es por todo ello que las estrategias dirigidas a paliar la soledad irán en la dirección de la ocupación del tiempo libre, mediante la participación en diversas actividades. A continuación, propongo algunos de los recursos a los que pueden acceder los mayores para evitar la soledad.

1.- Los centros cívicos, hogares del pensionista o casas de la cultura, ofrecen numerosas actividades (pintura, acceso a las nuevas tecnologías, relajación, teatro, risoterapia, gimnasia, estimulación cognitiva, etc.) a las que se pueden apuntar.

2.- Aulas de mayores, donde se realizan talleres de temática variada, y las asociaciones de mayores, donde se realizan actividades. Son una buena oportunidad de aumentar la red de contactos y establecer relaciones positivas con otros.

viaje.personas-mayores

3.- Viajes del IMSERSO y otras excursiones organizadas por diversas asociaciones. Realizar viajes y excursiones es muy positivo, ya que además de vivir nuevas experiencias y visitar nuevos lugares, posibilita la interrelación y la creación de nuevas amistades, pudiendo seguir con la amistad una vez finalizado el viaje.

4.- Voluntariado de mayores. Se puede dedicar cierto tiempo a realizar voluntariado. Existen entidades de mayores voluntarios pero, de no conocerlas, propongo Cruz Roja, donde existen programas con diversos sectores poblacionales, por ejemplo, se gestionan programas de acompañamiento, mediante el voluntariado, para personas que no pueden salir de casa con facilidad.

5.- Beneficiario del voluntariado. Para las personas mayores que necesiten ayuda y no puedan salir de casa, en Cruz Roja, por ejemplo, puede solicitar ayuda a entidades de voluntariado para acompañamiento o salidas. Además, se puede ser beneficiario de talleres de envejecimiento activo para personas mayores, además de diversas actividades culturales.baile


6.- Actividades de ocio. Realizar actividades de ocio orientadas a las aficiones que uno tenga, como formar parte de un coro, clases de baile de salón, curso de pintura, etc. Se puede reunir con amigos para realizar distintas actividades en común.

7.- Unidades de Estancia Diurna. En las unidades de estancia diurna, la persona mayor sólo permanece parte del día. Estas ofrecen una atención especializada y el usuario realiza actividades físicas, mentales y se relaciona con el resto de usuarios. Al ser centros con pocos usuarios, propicia la relación entre usuarios y la creación de amistades.

8.- Animales de compañía. Por último, están los animales de compañía. Animales como un perro o un gato pueden hacer mucha compañía, pero también hay que tener en cuenta los cuidados que estos requieren y las condiciones físicas en las que se encuentra la persona mayor.

En mi opinión, es importante la asistencia a talleres relacionados con las nuevas tecnologías o tecnologías de la información y la comunicación (teléfono móvil, internet, redes sociales, correo electrónico, etc.) para prevenir la soledad, ya que cada vez están más presentes en la sociedad y están abriendo una gran brecha entre las distintas generaciones.

Visita el blog de Eldersarea

Silvia Adame Fernández,

Psicóloga especializada en Gerontología.

Envejecer en positivo

Los 10 mandamientos para saber envejecer vía Escuela de ciencias del envejecimiento


Los 10 mandamientos para saber envejecer.

Comparto este artículo escrito por Nélida Beatriz Blanc para Escuela de Ciencias del Envejecimiento.

1.- Cuidarás tu presentación día a día. Arréglate como si fueras a una fiesta.
¡Qué más fiesta que la vida!.
El baño diario, el peinado, la ropa, todo atractivo, oliendo a limpio, a buen gusto.
El buen gusto es gratuito, no cuesta nada.
Que al verte se alegren tu espejo y los ojos de los demás.

2.- No te encerrarás en tu casa ni en tu habitación.
Nada de jugar al enclaustrado o al preso voluntario.
Saldrás a la calle y al campo de paseo.
“El agua estancada se pudre y la máquina inmóvil se enmohece”.

1268756578_78840728_2-Fotos-de--TERAPIA-CURSO-ACTIVIDAD-FISICA--GIMNASIA-PARA-LA-TERCERA-EDAD-O-ADULTO-MAYOR

3.- Amarás el ejercicio físico como a ti mismo.
Un rato de gimnasia, una caminata razonable dentro o fuera de casa, por lo menos abrir la puerta, regar las rosas, contestar el teléfono, baila aunque estés solo, haz cualquier movimiento que te despegue de la cama y del sillón.
“Contra pereza, diligencia”.

4.- Evitarás actitudes y gestos de viejo derrumbado, la cabeza gacha, la espalda encorvada, los pies arrastrándose.
¡No! Que la gente diga un piropo cuando pasas: “¡Qué rectito el señor!, ¡qué guapa la señora!”
Recuerda: las canas… ¡se tiñen! y las arrugas… se disimulan con una amplia sonrisa! pero el arrastrar de pies… eso sí es signo de vejez!

5.- No hablarás de tu edad ni te quejarás de tus achaques, reales o imaginarios…
Acabarás por creerte más viejo y más enfermo de lo que en realidad estás y te harán el vacío.
A la gente no le gusta oír historias de hospital.
Cuando te pregunten ¿Cómo estás?, contestarás que: ¡Muy bien! ¡divinamente!”

cropped-home-02_02.jpg

6.- Cultivarás el optimismo sobre todas las cosas.
Al mal tiempo, buena cara. Sé positivo en los juicios, de buen humor en las palabras, alegre de rostro, amable en los ademanes. No seas un viejo amargado.
Se tiene la edad que se ejerce. La vejez no es cuestión de años sino un estado de ánimo.
“El corazón no enveceje” (el cuero es el que se arruga).

7.- Tratarás de ser útil a ti mismo y a los demás.
No eres un parásito ni una rama desgajada del árbol de la vida.
Bástante a ti mismo hasta donde sea posible.
Y ayuda, ayuda con una sonrisa, un consejo, un servicio.
Al abrirte a los demás, dejarás de estar pensando en un “yo” angustiado y solitario.
“Solo cuando se abre la nuez, aparece la almendra”.

8.- Trabajarás con tus manos y con tu mente.
El trabajo es la terapia infalible.
Cualquier actitud laboral, intelectual, artística.
Haz algo, lo que sea y lo que puedas.
Una ocupación artesanal, un rato de lectura, un trozo amable de TV, la música.
La bendición del trabajo es medicina para todos los males y si ya estás jubilado, ocúpate en actividades de servicio, los hospitales, asilos, iglesias, etc.
Siempre necesitan manos que ayuden.


Practicar ejercicio físico, invertir en salud física y mental. #EnvejecimientoActivo9.- Mantendrás vivas y cordiales las relaciones humanas.

Desde luego, las que se anudan en el hogar, integrándote a todos los miembros de tu familia.
Ahí tienes la oportunidad de convivir con niños, jóvenes y adultos, el perfecto muestrario de la vida.
Convive, pero sin inmiscuirte en los problemas de los demás, a menos que expresamente te pidan un consejo, recuerda: “Ver, oír y callar”. 

10.- No pensarás que “todo el tiempo pasado fue mejor”.
Deja de estar condenando tu mundo y maldiciendo tu momento. No digas a cada palabra: “las cosas andan mal, allá en mi tiempo…”, “recuerdo que antes…” No vivas de recuerdos, mira hacia el futuro con alegría.
Ponte nuevas metas, haz planes, sueña…!
Positivo siempre, negativo jamás.

Toda persona debiera ser como la Luna: destinada a dar luz… y como el Sol siempre dando calor.

Visita la web de la Escuela de Ciencias para el Envejecimiento.

Envejecimiento Positivo